Wednesday, July 20, 2016

Demandas contra el Estado

Cualquier ciudadano puede entablar una demanda contra el estado si sufre algún daño por causa de la negligencia o descuido de funcionarios públicos, fallas en los servicios o bien por incumplimiento de contratos.

Dependiendo de cada país y sus leyes las razones por las que se puede demandar al estado son distintas, así como los procedimientos para llevar a cabo dicha demanda.
Países como EEUU cuentan con un riguroso sistema judicial en el que los ciudadanos que han sido afectados por alguna acción u omisión del estado, demandan al mismo y en muchos casos ganan el proceso, obteniendo la indemnización solicitada.

En países de América Latina estos procesos son llevados de manera diferente y en casos como el de Venezuela se convierte en una tarea titánica y casi imposible, ganar una demanda contra el estado.

Aun cuando dentro de su marco legal el estado venezolano admite que puede ser demandado por excesos, omisiones y faltas de la administración pública, menos del 1% de los casos presentados han sido ganados por los demandantes.
Con estas cifras no resulta nada alentador pensar en demandar al estado más sin embargo es importante que los ciudadanos tengan conciencia que están en todo su derecho de hacerlo.

En Colombia, por el contrario, las demandas al estado parecen ser populares y algunos entendidos en la materia dicen que han representado un gasto considerable para la nación convirtiéndose prácticamente en un negocio.

Es así como personas que fueron encarceladas y luego declaradas inocentes sin que se haya podido comprobar responsabilidad en los actos que se le imputaban establecieron una de las demandas más costosas para Colombia.


En los países democráticos los ciudadanos tienen el derecho de ejercer acciones judiciales en su contra si se han visto afectados a causa de una mala gestión publica.

Wednesday, July 13, 2016

¿Qué es un bufete de abogados?

A esto se le puede conocer con varios nombres, entre ellos podemos hacer mención de firma de abogadosbufete jurídico, estudio jurídico o bufete de abogados, estamos hablando de una denominación que se utiliza con la finalidad de poder designar a empresas que nos ayudan brindando los servicios jurídicos con una planta fijo de abogados o letrados, estos se encuentran integrados dentro de la empresa, puede ser que estén ligados por medio de un contrato o también a través de un acuerdo expreso de asociación.

Lo más normal con este tipo de firmas, es que mientras los abogados poco a poco van ganando una mejor experiencia, tienen la oportunidad de poder ascender en la jerarquía que tiene la empresa, posteriormente pueden llegar a convertirse en socios o en miembros de determinado grupo interno de dirección. Si en algún caso un abogado pasara a formar parte de la sociedad y consiguiera tener un porcentaje de capital social dentro de la empresa, entonces todos sus ingresos se vincularían a los de la compañía. Un ejemplo es el bufete de abogados Navas & Cusí.
Los más común es que los bufetes de abogados tengan la oportunidad de poder escoger tipos societarios que son muy distintos a los habituales (es decir, la sociedad anónima o también la sociedad de responsabilidad limitada) y en muchas ocasiones suelen optar por las opciones que son menos reguladas, como ejemplo tenemos la sociedad colectiva o las sociedades comanditarias.
Este tipo de colectivos, tienen una utilidad para el cliente o usuario que les permite acceder a cierto grupo de abogados que pueden manejar diferentes áreas de derecho, entre las cuales tienen algunos con mayor o menor grado de especialización.
Aunque en muchas ocasiones una consecuencia es la despersonalización de la labor que llevan a cabo los abogados, a veces no se conocen íntegramente los casos de los clientes, sino solamente los que puede abordar.